miércoles, 11 de enero de 2012

Excursión por los miradores de Tramontana.



DESCRIPCIÓN


Esta excursión de unas 5 o 6 horas nos hará recorrer varios miradores de la Sierra de Tramontana teniendo unas magníficas vistas de la parte oeste.
Según leí, el Archiduque Luís Salvador mandó construir una red de caminos y miradores.
La ruta discurre por el camino de las Viñas, camí de les vinyes y es Guix, que significa aljez, y que no es más que una mineral sacado del yeso.

COMO LLEGAR

Pondremos dirección a Valldemossa, pueblo situado en la Tramontana, y tras dejar S’esgleita llegaremos a Valldemossa. 19km. Dejaremos Valldemossa y pondremos dirección puerto Valldemossa, en 6 kilómetros encontraremos una señal que nos indica nuestra dirección. Poco antes del punto kilómétrico 4 encontraremos un portillo, con una ancha pista de tierra, que es donde empieza nuestra excusión. El coche lo dejaremos una curva antes.

DURACIÓN ACTIVIDAD

La pista nos llevará en pocos minutos a pasar cerca de S’estaca.



la posesión que perteneció al Archiduque y que hoy es la casa del actor y productor Michael Douglas. Nos iremos encontrando con pinos, olivos y encinas las cuales llenan la parte de Tramontana que cae al mar. Pasamos un nuevo portillo y entraremos en el territorio de la posesión de S’estaca.
En pocos metros, nos desviaremos a la derecha.
Cuando estuvimos nosotros, nos encontramos unos burritos muy graciosos, a los creo que los excursionistas alimentan cuando pasan, porque nada más vernos acudieron en busca de alimento. No aconsejo alimentarlos por poder causarles problemas físicos.


Cuando el camino se acabe, veremos como empieza la dura pendiente, señalada por una enorme flecha realizada en piedras, pero antes de empezar a subir, podemos bajar hacia la playa des Guix. También podemos ver una aldea marinera que se llama Es Caló de s’Estaca.

Una vez visitado, o no, la playa, empezaremos el fuerte ascenso entre frondosos árboles. Este camino carece de indicaciones, pero el camino está perfectamente definido.

Después de unos 60-90 minutos llegaremos a un muro de dimensiones considerables y del cual sale agua proveniente de los puentes de la fuente cubierta. Si no queremos verlos ahora lo podremos hacer después a la vuelta.

Haremos los zig zag y nos dirigiremos a la izquierda, donde veremos una imagen del beato Ramón Llul incrustada en la piedra.



Esta zona es bonita para entretenerse a fotografiarla, está escavada en la piedra y hay unos peldaños a modo de escalera. En este punto si nos damos la vuelta veremos la capilla del mismo, que hace menos de 40 años fue destruida por un rayo, y que a día de hoy no se ha reparado. Supongo que por no estar en una zona transitada.
Continuaremos nuestro camino como si fuéramos a la Foradada.



En pocos minutos veremos otro mirador, el mirador de los miradores. Una vez superado el collado de los tordos, por el hueco que hay entre la roca, llegaremos a divisar el mirador de la herradura, con preciosas vistas de la Foradada.

Si nos ponemos de espaldas a este mirador, seguimos por la derecha entre los olivos, subimos un murito y después de caminar un poco llegaremos al Monasterio de Miramar, al cual si queremos entrar deberemos hacer un previo pago de 3€. Se pueden hacer visitas guiadas, 971 61 60 73.

Según leí, Jaume II creó en 1276 una escuela de árabe y otros idiomas orientales para los misioneros.
Volveremos hacia los puentes de la fuente cubierta y si tenemos suerte de que ha llovido, veremos un espectáculo con el agua bajando hacia el torrente. Ir con precaución en este punto porque es zona húmeda y resbala.




Una vez dejados los puentes atrás, llegaremos a un punto de confusión, debemos coger una barrera que queda a nuestra derecha,y en 4 o 5 metros encontraremos un camino que nos conducirá en unos 15’ a la capilla de Ramón Llul, donde tras pasar un magnífico puente con un arco realizado con piedra, podremos visitar lo que queda de la capilla. Ir con precaución porque no está en muy buen estado.


Aquí hay una mesa con bancos donde aprovecharemos para comer-almorzar-merendar con unas vistas espectaculares de la sierra.



De espaldas a la capilla, continuaremos por el camino que queda a nuestra izquierda.
El paso que continua ahora no es apto para personas con vértigo o miedo a las alturas. Es un camino de proporciones muy justas en la que han anclado un cable a la roca que nos servirá para no despeñarnos hacia el mar.



Este camino que va paralelo al del principio pero en sentido contrario y a más altura, es de una belleza sin igual. Andaremos por la sierra, con vistas al mar y con unas fuertes pendientes que acaban cientos de metros más abajo hasta llegar al Mirador del pino, que a día de hoy y con mis conocimientos nulos en construcción, no se como lo pudieron hacer. Es inconfundible porque hay un enorme pino en medio del mismo.

Continuamos de espaldas al mirador por la derecha, y tras unos escalones llegaremos al aparcamiento del hotel El Encinar. Aquí empieza el tramo más aburrido de nuestra ruta, discurre por asfalto hasta el punto kilométrico 69,3.

A la derecha empieza un camino, evitando la barrera. En unos 10’- 20’ llegaremos al mirador de s’Erassa.



Después de visitarlo, seguiremos por el camino que continúa bajando unos 30’-40’ y nos dejará en el camino de las viñas, a la altura de S’estaca. En unos 15’-20’ llegaremos de nuevo a nuestro vehículo.

DURACIÓN ESTIMADA

De coche a coche tardarémos entre 4 horas y media a 6 horas.

EQUIPO NECESARIO ACTIVIDAD

Dependiendo de la época hará falta más o menos abrigo. Recomendable un zapato que sujete bien los tobillos. Al hacer la ruta por la mañana contar con que el solo no nos dará hasta bien entrados en el día, un cortavientos o un gore paclite será muy útil.

Si tenemos miedo a las alturas o vértigo, un arnés con vaga de seguridad para el paso del cable unido a la roca. Creo que se puede evitar, pero no estoy seguro.

EQUIPO UTILIZADO FOTOGRAFÍA

Esta vez llevé el cuerpo de la canon 5dmkii con el cnaon 24-70 f2.8, el trípode y un filtro polarizador para conseguir avivar los cielos y el mar, además de los verdes de los árboles.

CONSEJOS

Como el lugar de aparcamiento es bastante reducido, uno o dos coches, dependiendo de cómo se aparque, recomiendo llegar pronto. La carretera del puerto de Valldemossa es muy estrecha y de doble sentido. En algunos lugares, casi la mayor parte, no caben dos coches. También tener cuidado con los escaladores, que suelen estar asegurando a su compañero en la misma carretera.
Tener precaución con el paso del cable.

LUGARES DE INTERÉS

Si no conocéis el puerto de Valldemossa es aconsejable bajar y verlo, es una especie de aldea pequeña con encanto. A veces se puede hacer surf o body board, tener cuidado con las rocas del fondo y con la ola que pega en el malecón, es muy bonita pero hay poca profundidad.

En la bajada al puerto hay numerosas vías de escalada.

El pueblo de Valldemossa, en mi opinión, ha perdido todo el encanto que tenía hace 10 años atrás, ahora es un pueblo turístico y aunque muchos habitantes de la isla van a tomar su conocida coca de patata con chocolate, o gató con chocolate, no aconsejo tomarse ni una sola agua por ser un robo en toda regla. 3 chocolates, 1 café con leche, 2 gató, 1 coca de patata y 1 agua, 24€!!!!!!!!! Si un robo. Por eso es preferible gastarse el dinero en otro lugar a ver si de una vez se dan cuenta de que nos están robando.


0 comentarios:

Publicar un comentario